Consejos para las resacas festivas

publicado en: Consejos saludables | 0

resaca

La llegada del verano siempre incita a disfrutar de las fiestas que recorren nuestra comunidad y, en muchas ocasiones, eso significa un aumento del consumo de alcohol. La peor parte viene al despertar el día siguiente, cuando la resaca se apodera de nuestros cuerpos y llega la hora de buscar remedios para aliviar este malestar general. Lo habitual y lo que gran parte de las personas hacen es tratar de neutralizar la cantidad de alcohol ingerida con agua, pero ¿realmente esto funciona?

Lo más lógico y lo que aconsejan los expertos es la moderación, pero sí es cierto que una vez rebasado el límite recomendable lo más sensato es hidratar el organismo, ya que el alcohol lo deshidrata. Un estudio realizado con 826 estudiantes confirma esta evidencia: la única manera de evitar la resaca es beber menos alcohol. La deshidratación no es lo que nos hace sentir mal, sino las toxinas del alcohol que dañan nuestro hígado.

Sin embargo, poniéndonos en la situación de que la resaca ya es irremediable, podemos recurrir a diferentes remedios para lidiar con ella.

Los consejos más beneficiosos

Si prevemos de antemano que vamos a consumir alcohol en exceso, es conveniente dejar preparado y bien tapado para que no se oxide un zumo de naranja con una cucharada pequeña de miel. De esta manera se hidrata el organismo y se remedia esa ausencia de azúcar que tiene tras la ingesta de alcohol. Beber un vaso de agua y otro de bebida isotónica – al llegar a casa y el día siguiente – es otra idea para combatir la deshidratación.

La opción de desayunar café para calmar el dolor de cabeza queda totalmente descartada, porque irrita aún más nuestro estómago. En su lugar, es mejor optar por un té verde, blanco o infusiones de tomillo. También se recomiendan el pan o las galletas de jengibre, que ayudan a regularizar el estómago y a eliminar las náuseas. Y en caso de tomar algún fármaco es mejor decisión elegir el ibuprofeno antes que el paracetamol.

Uno de los alimentos más recomendables es el plátano, cuyo azúcar también compensa esa pérdida generada por el alcohol. El arroz y la pasta son comidas digestivas que facilitan la recuperación de sales y vitaminas; y los caldos de verduras también sientan bien al estómago.

Asimismo, es necesario negar el mito de que la resaca se va bebiendo más alcohol. Con esto lo único que provocamos es retrasar el dolor y proporcionar al cuerpo más toxinas.

Estas vacaciones diviértete, pero recuerda realizar un consumo responsable del alcohol. Y, frente al volante, SIEMPRE consumo 0.

 

Fuentes: El Comercio, BBC

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *